La decoración de una casa es algo muy personal y si te gustan los objetos de calidad, puede resultar muy caro. Puesto que los objetos que se compran son para toda la vida, es mejor evitar las medias tintas. Cuando compres algo, que te convenza del todo y mientras tanto, puedes poner en práctica algunas de estas ideas.

Plantas

 

trucos para decorar

Hay plantas de todo tipo o valor, pero algunas como las cintas y los potos, son resistentes y se reproducen a gran velocidad. Por eso, es fácil que conozcas a alguien que las tenga y puedas conseguir esqueje, ponerlo en agua y esperar a que eche raíces. No llevan mucho trabajo, son muy agradecidas y siempre le dan un encanto especial a cualquier estancia. ¿No conoces a nadie? ¡Pregunta a tus vecinos!

Hojas y flores secas

 

trucos para decorar

Con un poco de paciencia y maña, puedes crear paneles o cuadros con flores y hojas secas que quedarán preciosos. Para secar hojas, no necesitas más que colocarlas entre las hojas de un cuaderno. Asegúrate que, las del cuaderno, sean hojas en blanco, para que si ocurre algo no pierdas lo que tenías escrito. En cuanto a las flores, ata un cordel al tallo, cuélgalas bocabajo y espera tres semanas. Pasado ese tiempo, rocíalas con laca y espera un par de días para volver a rociarlas. Listas, podrás ponerlas en un jarrón.

Recicla elementos

 

trucos para decorar

Aparte de los ya típicos bloques de hormigón y los palés de los almacenes, con un poco de imaginación puedes reutilizar un montón de elementos para decorar tu casa. Desde una radiografía, hasta un pañuelo que ya no uses, cualquier cosa colgada en la pared, dará ambiente a tus habitaciones. Lo único que necesitas es gusto e imaginación.

Conchas, piedras y otros tesoros

 

trucos para decorar

Una botella con un poco de arena y unas conchas o piedras bien colocadas puede quedar realmente bonita. Si encontrar conchas te resulta difícil, puedes teñir unas cuantas piedras por poco dinero y quedarán muy originales.

¿No te convence? También puedes probar con un bote con pasta o incluso con la cesta de la fruta a modo de bodegón, siempre y cuando la pongas en un sitio que no haga demasiado calor, ni la del sol directamente, para que la fruta no se te ponga mala antes de tiempo.

Libros

 

trucos para decorar

Sí, sí, ya sabemos que los libros son para leer, pero seamos realistas, también decoran. Si quieres dar un ambientillo especial a cualquier habitación, puedes conseguir obras maestras de la literatura de segunda mano en un montón de librerías especializadas y a precios baratísimos.

¿Has visto una pieza de decoración fantástica a buen precio pero te sigue resultando demasiado cara? Echa un vistazo a estos préstamos sin intereses y aplaza el pago de la compra, o una parte de él, sin pagar ni un solo céntimo en intereses y sin ningún tipo de comisión oculta. Al fin y al cabo, la decoración seguramente te acompañe durante muchos años, así que cuando te decidas a invertir en ella, hazlo en algo que realmente te encante. La estética nos eleva el ánimo y eso no tiene precio.