5 consejos para decorar una buhardilla

por Rubèn

Las buhardillas de muchos edificios se han convertido en el hogar de miles de personas en España, y en Europa en general. Y quienes tienen casa, buscan cada vez más aprovechar el espacio del ático, una estancia acogedora, con mucho encanto, pero que presenta varios desafíos. 

La distribución del espacio, sus limitaciones de altura y su mayor exposición al frío y al calor, hacen que muchas personas se desanimen a la hora de sacarle partido a su desván. No obstante, aprovechar la buhardilla de una casa puede aumentar su valor hasta un 15% ya que se ganan metros útiles. 

Si te has mudado a una buhardilla o quieres reformar la de tu casa actual, aquí tienes 5 consejos para aprovechar mejor el espacio y solucionar algunos detalles incómodos. 

1- Muebles a medida

El espacio en una buhardilla es más limitado porque se reduce drásticamente la altura con el techo a dos aguas, se marcan más los ángulos y, en ocasiones, hay pilares que limitan el espacio útil. 

Por eso, la clave es colocar muebles de obra que te permitan aprovechar todos los recovecos. Dos soluciones interesantes son los armarios empotrados angulares y las camas empotradas con almacenaje en la parte de abajo. 

2- Parte baja del tejado a dos aguas

No tienes que sacrificar las zonas más bajas del tejado a dos aguas, es decir, en las que no puedes estar totalmente de pie. 

Con un poco de creatividad, estos rincones se pueden usar para colocar un escritorio, un sofá con mesas auxiliares en las esquinas e incluso una cama con un somier bajo. 

Y si tu buhardilla no sobrepasa los 2 metros en su parte más alta, apuesta por una decoración y un mobiliario con poca altura. Por ejemplo, una mesa baja con pufs o cojines en lugar de sillas.

3- Concepto abierto

Siempre que sea posible, apuesta por el concepto de planta abierta. Si tienes un baño en suite, juega con elementos como una puerta de vidrio y paneles divisorios de madera clara.

Otro recurso es pintar el espacio de blanco o revestirlo con maderas claras y una decoración en la misma tonalidad, así ganarás mayor sensación de amplitud.

4- Protege las ventanas 

Una gran ventaja de una buhardilla, en especial si vives en medio de la ciudad, es su luminosidad gracias a sus ventanas de tejado y sus lindas vistas del cielo estrellado de noche. 

Sin duda, este es un gran encanto en una buhardilla, pero también puede resultar incómodo si quieres dormir más por la mañana. La solución es instalar una cortina plisada o estores de tejado opacos como sugiere esta infografía de Domondo (especialistas en persianas y estores).

5- Refuerza el aislamiento 

La buhardilla es la estancia con más contrastes de temperatura. Es la más fría en invierno y la más caliente en verano. Por eso es crucial reforzar el aislamiento térmico del tejado y de las ventanas. 

Si estás colocando ventanas nuevas, intenta que no ocupen más del 10% de la superficie y confronta algunas para ventilar mejor el espacio. 

Y si el suelo es de madera, puedes considerar reforzar su aislamiento acústico para reducir el ruido en la planta de abajo.

No dejes de visitar

Di lo que quieras

* Al utilizar este formulario, usted acepta el almacenamiento y manejo de sus datos por este sitio web.