Muchas son las ocasiones en las que algo se estropea en casa y la excusa que siempre se dice es «ya lo arreglaré», pero pasan las semanas y ese momento no llega nunca. Si de una vez por todas te has propuesto ser el manitas oficial de tu hogar y quieres saber cuáles son los mejores consejos para arreglar todo aquello que se estropee en casa, no te pierdas este post en el que te recomendaremos los mejores consejos para iniciarte en el mundo del bricolaje y las herramientas que debes de tener en tu caja para que todo quede como nuevo sin necesidad de llamar a nadie externo.

El creciente interés por el bricolaje está cada vez más extendido por la población. Y es que es una manera de pasar el tiempo libre, ser de utilidad y dar una solución a cosas que se pensaba que ya no podían servir o que por cualquier pequeño fallo daban error y se pueden subsanar de manera sencilla por cualquier persona que está en casa.

Consejos para iniciarte en el bricolaje

– Hazte con un buen espacio de trabajo de bricolaje en casa. Dedica un rincón para realizar los arreglos y tener a punto tus herramientas, este es el primer paso para la iniciación en el mundo del bricolaje. Es típico ver en las películas cómo se habilita una zona del garaje para esos menesteres, se trata de un espacio amplio y que se encuentra aislado del resto de la casa y es perfecto para realizar todo tipo de actividades o hacer ruidos que no molesten al vecindario. Si no cuentas con un garaje, destina una habitación o trastero para ello. Si esta es la opción que más se adapta a tu casa, intenta mantener esa habitación acondicionada y ordenada.

– Hazte con un buen material y herramientas necesarias para los trabajos que necesitas realizar. Antes de eso tendrás que fijar las áreas que precisan ser arregladas o, si la realización de las tareas de bricolaje son para otros, pensar qué se te da mejor o en qué quieres especializarte. Pintura, mecánica, albañilería, aislamiento, fontanería, electricidad, electrónica, jardinería, manualidades, carpintería, cristalería…

En cuanto a las herramientas necesarias para cualquier tipo de tarea, son fundamentales: el taladro, llave inglesa, martillo, alicates, puntas, tornillos, pegamentos… si por ejemplo te dedicas a la jardinería, necesitarás cortatubos o soplete.

– Organiza todo el material de manera que te sea más fácil trabajar. Lo típico es tener la caja de herramientas, pero si te dedicas a esto de manera profesional, cuantos más compartimentos tenga la caja, mucho mejor.

Por otra parte, tener un panel organizador de la herramientas para la pared es una idea estupenda para tenerlo todo a la vista y a mano a la hora de utilizarlo.

Y por último, en el tema organizativo, contar con un mueble que se distribuya en cajones y estanterías es la opción perfecta para almacenar las herramientas de manera ordenada. Un lugar destinado solo a eso y en el que sepas donde está cada cosa a la hora de necesitarla.

Trucos de bricolaje útiles

1. En primer lugar hay que hablar de seguridad en el mundo del bricolaje. Se trabaja con muchas herramientas y cualquier pequeño accidente puede ocurrir de manera que se produzca un perjuicio en la salud.

Entre los consejos de seguridad, a continuación, algunos son:

– Un buen truco para, por ejemplo, clavar un clavo es sujetarlo con una horquilla para evitar pillar los dedos.
– En el caso de utilizar el taladro para perforar superficies sólidas y duras como los azulejos, es recomendable pegar dos trozos de cinta adhesiva en forma de cruz para que el taladro no se desplace y hace un agujero en un lugar que no es el indicado.

2. En segundo lugar existen otros trucos que se pueden aplicar para tareas de bricolaje relacionadas con la madera. Tanto para muebles de interior como para muebles de exteriores y jardín. Para arreglar los desperfectos que estos puedan tener debidos al paso del tiempo, por ejemplo para el moho que puede aparecer, la mejor opción es pasar un paño impregnado en agua caliente con amoniaco. Si el mueble tiene otro tipo de desperfectos como piquetes o rayajos, poner por encima un trapo húmedo y pasar una plancha, es un remedio efectivo para devolver a la madera su estado natural. Otro truco para este tipo de daños es aplicar vaselina, que aporta hidratación.

3. Por último, unos trucos en cuanto a las tareas relacionadas con la pintura. Un buen truco es fabricar un salvamanos para el rodillo y así se evitarán las gotas que acaban impregnando todo el suelo de pintura. Pintar con buena luz es fundamental y si no es posible, es necesario hacerse con una buena luz artificial ya que de esta manera se pueden ver los fallos o las zonas que no han quedado del todo bien cubiertas por la pintura y que hay que repasar.

Y es que el bricolaje tiene tantas alternativas que siempre podrás encontrar algo que hacer tanto en tu tiempo libre como si quieres dedicarte a ello 100%.