El tocador de maquillaje ideal – Ideas y consejos

por Rubèn

Todas las mujeres, desde niñas, juegan con maquillarse y sueñan con tener su propio tocador de maquillaje, incluso acaban destrozando más de un pintalabios en estos juegos inocentes.

Los accesorios de maquillaje suelen ser de sus juguetes favoritos, incluyendo por supuesto el soñado tocador de plástico que todas deseamos en algún momento de nuestra infancia. Al crecer, ya no nos sirven los juguetes, y el tocador ideal pasa a ser uno “de verdad”, que encaje con nuestro tamaño y, como no, con la decoración de nuestro hogar.

Los tocadores de maquillaje son tan significativos que se han transformado en un mueble indispensable en los dormitorios contemporáneos, puesto que además de su utilidad para ponernos bonitas, son muebles que pueden favorecer mucho a la decoración de una habitación gracias a su estética bien cuidada. (Sobre todo un tocador con espejo de luz puede llegar a ser un mueble muy hermoso).

Actualmente, se pueden conseguir cientos de propuestas de tocadores de maquillaje, en el catálogo de tocadores  de Franco Furniture ofrecemos muebles de calidad, con excelente diseño y funcionalidad perfecta para el cuidado personal.

A continuación, te mostramos los diversos tocadores que pueden dar un vuelco a tu rutina de belleza:

Tocadores de diseño para la decoración de dormitorios

Arreglarse en el cuarto de baño no resulta una opción muy apta para ello, debido a que no es un lugar concebido para maquillarse. Lo ideal es hacerlo en una habitación donde no exista la humedad que se da en el cuarto de baño (y que daña los productos cosméticos), también es ideal que el lugar sea espacioso y cuente con luz natural. Si no es así, o te maquillas de noche, un tocador con espejo de luz puede ser la mejor opción para ti,

Un espacio ancho, un asiento ligero, pero cómodo, un buen espejo y considerable iluminación son los elementos clave para lograr un tocador digno. Por si te animas a adquirir uno, aquí te dejamos algunos tips que te serán muy útiles.

Además de tu rutina de belleza y maquillaje, tu tocador debe almacenar tus joyas. Por eso se recomienda que cuente con un espacio específico para ellas, donde puedas tenerlas siempre a mano y donde se conserven ordenadas.

¿Qué tipo de tocador de maquillaje elijo?

En este aspecto no hay nada escrito, debido a que un tocador de maquillaje debe adaptarse a las condiciones de espacio y a tus necesidades concretas de almacenaje. Quien tiene un tocador tiene un tesoro, ya que disponer de un espacio para acicalarse y prepararte para enfrentar el día a día, es todo un lujo. Tu tocador de maquillaje debe ser muy funcional, y fácil de mantener ordenado, además de estar decorado de la forma que más te guste:

a) Tocadores de maquillaje compactos

Si poseemos muchos productos de belleza, la opción es un tocador ancho y con suficiente almacenaje.

b) Exento

Si no tenemos muchos productos, un tocador exento efectuará su labor perfectamente. Los compactos tienen un exterior más firme, mientras que los exentos pueden notarse como una pieza de decoración, por su carácter ligero y desahogado.

c) Mini Tocadores

Estos son muy útiles para cuartos muy pequeños donde cada pieza de mobiliario debe estudiarse con detenimiento.

¿Dónde debería poner mi tocador de maquillaje?

El sitio del tocador no debe estorbar a la circulación dentro del propio dormitorio, así que debe tenerse muy en consideración las proporciones mínimas de paso que rodean la cama.

La mejor iluminación para tu tocador de maquillaje

La mejor iluminación hasta el presente concebida es la de tipo camerino, con lamparillas perimetrales al espejo, ya que brinda la luz más conveniente para sortear sombras, siendo aconsejable integrar con una luz superior para alumbrar todos los ángulos de nuestro rostro.

A modo decorativo, podemos ampliar la iluminación con una tira de luces led tras el espejo, que combine con la iluminación anterior, para darle un toque decorativo mientras estemos usando el tocador.

No dejes de visitar