Tener herramientas en casa es imprescindible, aunque no seas un gran amante del bricolaje. Seguro que en algún momento necesitas montar un mueble o colgar un cuadro, por ejemplo. Además, son muchas las pequeñas reparaciones que pueden darse en el día a día y que puedes arreglar de forma rápida y sencilla con las herramientas en www.taladroatornillador.net.

¿Qué tipo de herramientas existen?

A continuación  hemos recogido los distintos tipos de herramientas en función de su uso y tipología. Es importante que elijas las que necesitas para ti según tus propias necesidades. No tiene nada que ver las herramientas que debes tener si eres un “manitas” y te gusta crear tus propios muebles que si simplemente quieres hacerte con un maletín para tareas sencillas como colgar cuadros, por ejemplo. Aún así, hay algunas básicas que debes tener sí o sí, como el martillo o el destornillador, por ejemplo.

Para golpear

A la hora de comprar las herramientas necesarias para casa, las de golpear son unas de las más conocidas de todas. Existe un amplio abanico de ellas para tareas de lo más diversas. Uno de los aspecto más importantes a considerar durante el proceso de decisión de compra tiene que ver con el mango. Es recomendable que sea ergonómico y antideslizante para poder trabajar con facilidad.

Los martillos y los mazos son las herramientas para golpear más populares. El martillo se utiliza para golpear una pieza, y es útil a la hora de por ejemplo montar muebles. El mazo es más grande y pesado, y por lo general la cabeza es de goma.

Para cortar

Existen una gran selección de herramientas para cortar. Una de las más recomendadas para tener en casa son los alicantes, también conocidos como pinzas. Están especialmente diseñados no solo para cortar, sino también para doblar y sujetar. También son útiles los cinceles de acero para cortar, desbastar o ranurar un determinado material.

Para ajustar

Respecto a las conocidas como herramientas de torsión, los destornilladores son imprescindibles en el ámbito del hogar. Hay un amplio abanico de materiales y formas disponibles. Debes saber elegir muy bien el tipo de punta del destornillador ya que si el encaje no es el adecuado puedes estropear tanto la herramienta como la pieza.

El destornillador de cabeza plana es de gran utilidad para abrir por ejemplo latas de pintura. En cuanto al de estrella de seis puntas, se usa para hacer torsiones en dispositivos eléctricos. También existe el de cabeza hexagonal hueca, y está indicado para aflojar o apretar tornillos.

De medir

No puedes olvidarte de las herramientas de medición en casa. La regla es totalmente imprescindible para medir en centímetros. También necesitas una cinta métrica, para medir longitudes o distancias. Esta última es esencial a la hora de montar un mueble o colgar un cuadro por ejemplo. Para medir ángulos de 90º vas a necesitar una escuadra. Y, si sueles colgar cuadros con frecuencia, no te olvides del nivel para comprobar la horizontalidad y verticalidad.

De almacenar

De nada te sirve tener en casa todas las herramientas que necesitas para llevar a cabo diferentes tareas de bricolaje si no están organizadas a mano. Es importante que las guardes limpias, ordenadas y en un lugar seguro. Es por ello que debes comprar una caja portaherramientas, ligera, resistente y fácil de transportar.

Evita almacenar las herramientas en zonas altas porque existe un alto riesgo de que se deslicen y caigan sobre ti. Y no te olvides de revisar periódicamente las herramientas y comprobar que se encuentran en buen estado y son seguras.

Estas son las herramientas que debes tener en tu maletín en casa.