Después de ver cómo se puede “montar una feria” en su habitación, seguro que a muchos no os extraña que la podamos transformar en un mini puerto para todos aquellos pequeños marineros. Pues así es, si a los peques de la casa o a ti os encantan los barcos, seguro que os gusta esta idea.

habitación marinera

Los colores deben ir acorde con el mar, así que el azul debe predominar por toda la habitación. Si quieres darle más realismo, dibuja olas en la pared, alguna gaviota volando o incluso algún barco a lo lejos. Para no cargar tanto la habitación con este color, blanco y rojo serán los complementos perfectos. Incluyendo siempre banderas, velas y rayas marineras.

La clave de la habitación está en la cama. Seguro que a los niños les encanta dormir en su “propio barco velero”, y reconozco que si me pongo en su lugar, a mi también me hubiera gustado esa idea.

Para completar la decoración incluye elementos y accesorios que den más realismo. Cuelga salvavidas en la pared, algún catalejo y un baúl que además de servir para recoger ropa o juguetes, sea un “cofre del tesoro”. Alfombras, lámparas y cortinas harán el resto.

¡Arrrr marineros!

loading...